Revista de Bajos

Lakland Bob Glaub Signature 4

Lakland como sabemos, es una compañía fundada en 1994 por Dan Lakin y Hugh McFarland y dedicada enteramente a la fabricación de bajos. Es conocida por ser la primera en combinar elementos constructivos provenientes de la mezcla de Jazz Bass y Music Man Stingray. Posteriormente ha pasado por diferentes etapas hasta el momento actual en que la empresa con matriz en Chicago, realiza líneas de producto basadas en modelos clásicos y también diseños originales propios, incluso algunos desarrollados en colaboración con reputados bajistas.

Al igual que muchos fabricantes su producción se encuentra dividida en instrumentos realizados en USA por un lado, en este caso “U.S. Series” y por otra parte una línea de carácter más económico de precio de venta que se fabrica en Indonesia, ésta es la “Skyline Series”. A esta segunda opción pertenece el instrumento que vamos a analizar hoy: el Bob Glaub Signature de 4 cuerdas. Glaub es un reputado bajista de estudio norteamericano, que ha trabajado con artistas de la talla de Carole King, Jackson Browne, Dusty Springfield, Journey, Leo Sayer, John Fogerty, CSN&Y, Rod Stewart o John Lennon entre otros muchos, es decir un auténtico “capo” del bajo, experto en sonoridades y cuya experiencia se transmite a este instrumento. Todo un “Old School”.

1

Construcción, pala, mástil

Centrándonos en el instrumento propiamente dicho, es un bajo inspirado totalmente en un Precision, por lo tanto de construcción atornillada. Una vez colgado, el bajo se siente estable, no cabecea, una longitud de escala de 34” es responsable de ello, ligero. La unión cuerpo mástil se ve impecable, al igual que los acabados. La pala es de diseño propio, cuatro clavijas de afinación en línea, cromadas, de marca Hipshot -Standard Chrome Ultralites- con el mecanismo al aire -como es propio- contribuyen a mantener estable la afinación. Un tutor conduce el ángulo de las dos primeras cuerdas hasta las clavijas, el número de serie en el lateral y el logo de la marca en el frontal, terminan con la descripción de la pala. Una cejuela de Delrin (resina acetal de gran dureza, rigidez y buen deslizamiento) de 1.75” dirige las cuerdas sobre el diapasón. El mástil de este Lakland es de arce y su perfil en “D”, cómodo, el acabado satin le confiere un tacto agradable y la mano se desliza con facilidad por él. El corte de la madera es “flat-sawn”, es decir, paralela al centro del tronco, a diferencia de su hermano americano que emplea corte “quarter-sawn” es decir perpendicular. Un diapasón de palorrosa con dots blancos para señalizar la posición se encuentra sobre el mástil, su radio es de 10”. Encastrados en él 20 trastes, de manera muy precisa, responsabilidad de la tecnología Plek empleada y que es garantía de ajuste perfecto. Todas las notas suenan equilibradas en volumen en todas las áreas del diapasón, el acabado es muy bueno. El diapasón también lleva los puntitos de posición blancos en el lateral superior de manera que sirven para orientarse, sobre todo tocando de pie. El acceso al alma del bajo se encuentra en la parte inferior del mástil y se realizan los ajustes pertinentes con llave Allen de 4 mm por lo que tiene un hueco más amplio para poder introducir dicha cabeza hexagonal.

2

La unión del mástil al cuerpo, como ya hemos comentado, es bolt-on, aunque a diferencia del más clásico Precision no lleva neck plate entre los tornillos y el cuerpo. Un cuerpo que observa la forma tradicional, asimétrica de doble cutaway con los correspondientes rebajes para facilitar la ergonomía y que en la Skyline Series es de fresno y en su hermano U.S. es de aliso y opcionalmente de fresno ligero. El acabado es a poliuretano y de un sunburst de tres colores traslúcido que deja ver el veteado de la madera. Viene protegido con un pickguard de tres pliegues, de color blanco envejecido. El puente de este Signature Bob Glaub es un Lakland Dual Access, que permite anclar las cuerdas a través del cuerpo o sobre el propio puente, para después pasar por 4 silletas compensadas, esta opción va a posibilitar una variación del sustain del instrumento. Da una apariencia de solidez y estabilidad, algo común a todo el hardware en este Lakland.

Al respecto de la electrónica, el bajo monta una pastilla dividida “New Lakland Hybrid Split” y los controles son dos potenciómetros cromados uno para Tono y otro para Volumen. La entrada de jack es frontal y con esto acabamos la descripción del instrumento.

3

Sonido y conclusiones

Probándolo con un setting de ecualización plano en el ampli y con el tono cerrado, el sonido no se apaga debido al punch de la pastilla, da un tono oscurito muy apropiado para tocar walking, aunque no es la opción sonora más deseada en un Precision.. Abriéndolo a tope, el brillo crece mucho, tal vez demasiado debido al gran rango tonal que ofrece el pote y que nos deja buscar matices únicamente jugando con él. A medio recorrido suena totalmente equilibrado, un sonido bien rico. Está claro que un bajo de orientación Precision no va a ser un ejemplo de versatilidad, eso es algo que nadie le va a pedir al instrumento, pero si que lo que nos puede dar nos lo dé con total eficacia y eso este Lakland Bob Glaub Signature lo cumple con creces. Un bajo con una base muy clásica -puesto que está desarrollado desde el 64 de Glaub- adaptado a las exigencias de sonido y “tocabilidad” de nuestros días. Si de un Precision esperamos pegada, redondez, algo menos de definición que un Jazz Bass pero contundencia: aquí la tenemos. Inspirador tocando con él, tanto que no quieres sacártelo de encima.

José Manuel López

Lakland

Bob Glaub Signature

Fresno

Arce

Palorrosa

En “D” radio de 10”

Delrin

20 trasyes

Lakland Dual Acces

Cromado

Hipshot Ultra-Lite

De tres capas

Volumen y Tono

Frontal

Lakland Hybrid Split

Sunburst 3 T

Suprovox

 

0 comentarios en Lakland Bob Glaub Signature 4
Deja tu comentario